{ Spot Image }

Español

Molo Lamken es un bufete de abogados que se especializan en representar a clientes envueltos en demandas judiciales complejas.  Nos ocupamos en asuntos civiles, penales y regulatorios.  Operamos principalmente en los Estados Unidos y frecuentemente trabajamos con clientes do otros países que necesitan representación legal en los Estados Unidos.

Nuestros fundadores, Steven Molo y Jeffrey Lamken, gozan de una excelente reputación nacional basada en su previa y exitosa carrera legal ante los tribunales de justicia de los Estados Unidos, trabajando en bufetes de representación legal general.  Convencidos de que los casos legales complejos se tramitan mas efectivamente en un bufete especializado que cuente con un equipo de abogados experimentados, capaces de concentrar su atención en resultados mas que en el procedimiento judicial a seguir, decidieron fundar el bufete Molo Lamken.

Proporcionamos al cliente representación legal, experimentada y capaz ante jueces y cortes de apelación, incluyendo la Corte Suprema de los Estados Unidos.  También representamos a clientes en casos de regulación administrativa legal, investigación penal y llevamos a cabo investigaciones internas.

Nuestra fortaleza se debe a la creatividad, tenacidad y experiencia de nuestro equipo de abogados que se esfuerzan en alcanzar resultados exitosos a favor de nuestros clientes envueltos en asuntos legales difíciles y complicados.

Creemos que la conducción de un proceso legal, a cada nivel, se desarrolla mejor mediante la estrecha colaboración de nuestros abogados y el cliente.  Ya se trate de la etapa anterior al juicio del procedimiento de descubrimiento, del desarrollo de la estrategia de investigación, la preparación para comparecer a juicio o el análisis de los argumentos legales, el énfasis se concentra en el trabajo de equipo y la Buena comunicación entre el cliente, la empresa y nosotros.  Si el asunto lo amerita, se recurre a expertos externos.

En general, previo al juicio, durante la fase de descubrimiento legal, o durante el curso de investigación, nuestros equipos legales donde se incluye el cliente, en persona o por teléfono, se reúnen frecuentemente aproximadamente una vez a la semana para revisar el desarrollo del proceso legal y la estrategia a seguir.

Una vez concluida la reunión, se prepara un correo electrónico que se envía a todos los participantes en la reunión, incluyendo al cliente, informando del curso a seguir a corto plazo con la acción judicial, y si se estima necesario los ajustes hechos a la estrategia general.

Estamos en favor de compartir el riesgo con nuestros clientes y esperamos que entiendan los objetivos en cuestión.  Una vez aceptados, estructuramos un acuerdo que establece lo que es justo y el valor para alcanzar las meta establecidas.  Las tarifas fijas, las retenciones porcentuales, pagos por tapas y contingencias parciales son solo algunos de las maneras de lograr una tarifa justa y previsible.